jueves, 22 de junio de 2017

La ciudad desconocida




En la calle de Don Jaime nº 35 tenemos una preciosa casa centenaria con una fachada de inspiración vienesa en la que me ha llamado la atención una cerámica que está en el lado de la calle Espoz y Mina en la parte superior derecha. Esta casa data de 1916 y su arquitecto fue Francisco Albiñana, fue militante socialista y masón por lo que fue fusilado en la Guerra Civil. Esta casa fue un encargo de los hermanos Angel y Victor Corralé, famosos radiólogos que introdujeron los rayos X en nuestra ciudad. La cerámica a la que me refiero debe de estar puesta para recordar un triste suceso de la Guerra Civil y en ella aparecen los escudos de Falange y Requeté  con la fecha de 3 de mayo de 1937 y la expresión “Viva España” y una bomba en el centro de la bandera de  España. Esta fecha hace referencia cuando un avión republicano bombardeó esta parte de la ciudad, concretamente la casa de enfrente a la que nos estamos refiriendo en Espoz y Mina y la calle D. Jaime. Consecuencia de esta acción fueron “casi un centenar de muertos desparramados por la calle y muchos escombros mezclados con cables eléctricos y los lamentos de la población que pedían auxilio” según el historiador Dimas Vaquero Pelaez  en su trabajo: En la historia y en el recuerdo

.DDIMAS VAQUERO PELÁEZ

jueves, 15 de junio de 2017


El aparcamiento de la Aljaferia
 

Me ha llamado la atención la noticia aparecida en el Heraldo de Aragón en referencia al arreglo que se pretende llevar a cabo en la calle de los Diputados para solucionar el problema del aparcamiento de coches dentro del recinto del Palacio. Gastarse dinero para que puedan aparcar unas decenas de vehículos de diputados y funcionarios carece de todo sentido en un Ayuntamiento del Cambio en el que parece ser los privilegios deben de desaparecer. Para mi llueve sobre mojado porque en el mes de mayo envié una carta personal certificada a la Sra. Presidenta de las Cortes en la que le daba las razones para que no se aparcara. Lamentablemente no ha tenido la delicadeza de contestarme. A continuación trascribo dicha carta y dejo abierto el debate para que se opine libremente al respecto.

“Sra. Violeta Barba Borderias

Presidenta de las Cortes de Aragon

Sra: Aprovecho la oportunidad que Vd. nos brinda a los ciudadanos “abriéndonos las puertas” de esa Institución para trasmitirle mi inquietud ante el incumplimiento continuado que se da en la Ley del Patrimonio Cultural de Aragón. Una ley que fue legislada por ese Parlamento  en 1999.

Solamente me voy a referir a lo concerniente a la sede del Parlamente que Vd. Preside. No es nueva la petición de que no se aparque en el recinto de la Aljafería y comprendo que resulta difícil aparcar fuera del palacio dada la saturación de vehículos, pero también debo decirle que ese problema lo tienen los propios vecinos del entorno. Aún más cerca de allí se encuentra la DGA con cientos de funcionarios que no tienen la posibilidad de aparcar y acuden a su trabajo sin ningún tipo de problema. Tal como plantea los problemas el partido político al que Vd. pertenece debo decirle que no debe de haber privilegios por pertenecer a un determinado grupo social como lo es el de los diputados. Según mis informaciones la mitad de los vehículos aparcados corresponden a diputados y el resto a trabajadores y funcionarios de esa Casa.  La ley de Patrimonio Cultural de Aragón en su art. 34 prohíbe objetos que alteren el carácter o perturbe la contemplación del Bien. Los coches aparcados, evidentemente, alteran esa contemplación, aunque no hace falta apelar a la ley ya que es de sentido común.  En algún momento Vd. ha apelado a pactos o acuerdos para solucionar el problema(¿) y debo decirle en mi modesta opinión que el cumplimiento de la ley no admite ningún tipo de pacto o acuerdo. La ley debe cumplirse y si no es así esa ley se debe de retirar. No deja de ser sorprendente que quien ha legislado incumpla lo que legisla. La responsabilidad de esa institución depende de Vd. y lo tiene fácil el prohibir dicho aparcamiento (hay otros problemas mas difíciles por su carácter económico) y seria un ejemplo de no privilegios y de igualdad. Debo añadir, además, que cada vehículo que aparca  incumple una norma de circulación ya que para acceder a ese espacio hay  que hacer caso omiso a una placa  situada en la entrada en la que prohíbe el paso a vehículos no oficiales. ¿Nuestros diputados y trabajadores del esa institución están exentos de cumplir las normas y leyes?  En una  democracia la ley es el referente más importante para la convivencia ciudadana. También debo decirle que en el ala oeste del palacio que da a la Avda. de Madrid han colocado una antena de TV que también está prohibida su colocación según dice el art. antes citado.

Espero que de una vez por todas impida el aparcamiento en el espacio de la Aljaferia y de ese modo miles de ciudadanos aplaudirán su medida. Sin otro particular reciba un atento saludo.

Zaragoza 8 de mayo de 2017”