viernes, 26 de mayo de 2017

Las inmatriculaciones de la Iglesia Católica Romana


Mucho se ha hablado acerca de las inmatriculaciones de la Seo y de la Magdalena. Creo que el tema es complicado ya que los parámetros para juzgar los hechos acaecidos desde la EM hasta nuestros días son muy diferentes. Hay documentación en la que nobleza y episcopado hacen donaciones para la construcción de la catedral, independientemente de los “diezmos y primicias”. En cualquier caso creo que el problema está mal planteado. Vamos a ver; según he podido concluir de lo que he leído sobre el tema lo que en última instancia se quiere plantear son los privilegios que ha tenido y tiene la Iglesia Católica Romana. No es de recibo que los sacerdotes que tienen cargos pastorales en las parroquias reciban un sueldo del Estado, no es de recibo que todos los edificios dedicados a cuestiones religiosas no paguen ningún impuesto, lo mismo que los conventos y monasterios. Creo que las donaciones o limosnas que reciben también están exentas de tributar. Realmente es escandaloso que todos paguemos esos impuestos y ellos no. Creo que de una vez por todas el Estado Español deberá cambiar el Concordato, Pactos o Convenios con la Santa Sede para normalizar esta situación. Los sacerdotes que cobren de sus fieles, los monasterios que vivan de su trabajo intelectual, manual o agrícola, cotizando el IRPF como todos. En pocas palabras que la iglesia sea como el resto de ciudadanos. Si hay que hacer excepciones por el tema religioso se deberá estudiar y aplicar no solo a los Católicos Romanos sino también al resto de confesiones religiosas. Entiendo que los edificios catalogados BIC puedan tener una ayuda para su mantenimiento lo mismo que a otros propietarios no religiosos a los cuales también se les ayuda. Si así no fuera porque no tienen la liquidez suficiente deberán ser donados al Estado para su mantenimiento y protección. Poner en duda la propiedad es no ir al problema real.

No hay comentarios: